13
Jun

Técnicas para motivar a los empleados

Grandes empresas con presencia global, como Google, Apple o Facebook, saben que su principal valor reside en una plantilla cuidadosamente seleccionada y en motivar a los empleados.

Eso no pasa solo por un sueldo acorde, como nos enseñan las empresas mencionadas. Con oficinas equipadas a la última, mucha atención a lo que el personal tenga que decir y otras ventajas, nadie se sentirá tentado a irse a la competencia.

Cómo motivar a los empleados

1. Puesto según el perfil

Si una persona ha invertido tiempo y esfuerzo para adquirir determinadas competencias y tener un perfil determinado, es porque le gustaría desempeñar funciones relacionadas con ello. Y, si le gusta lo que hace, será más fácil que rinda.

Motivar a los empleados pasa, en primer lugar, por permitirles que se desenvuelvan en los puestos adecuados a su perfil, contando experiencia y formación. Siempre estimulándoles para que sigan aprendiendo.

2. Reconocimiento al trabajo

No se trata de regalar los oídos, es de justicia reconocerlo cuando un trabajo está bien hecho. Mejor aún si ese reconomiento es público, por ejemplo, en un evento de la empresa. Sirva para motivar a los empleados, para que asuman la filosofía de la compañía y hagan suyos sus objetivos.

3. Flexibilidad

Los horarios españoles se han puesto mucho en el punto de mira en los últimos años. Se han comparado con los de otros países europeos, así como la productividad, y los resultados han sido reveladores.

Motivar a los empleados es también ofrecerles flexibilidad horaria en la medida de lo posible, y darles facilidades para que puedan conciliar su vida laboral y familiar.

4. Participación constante

Los buenos líderes no tienen miedo a perder autoridad, asumen que su función es de cohesión de equipo y de guía en el desarrollo de proyectos, sin imponer. Por eso permanecen siempre en escucha activa, preguntan opiniones a sus trabajadores. Sin duda, eso también es motivar a los empleados, que saben que, al menos, tienen voz.